El poder de estar abajo

14:18 Carla García 4 Comments



¡Hola ardillitas!

Hace bastantes días que no nos vemos, pronto cumple un mes, pero es que ya sabéis que cuando todo puede salir mal lo hace, y, no estoy pasando una muy buena época. Se me ha juntado todo y pese a que a veces tengo tiempo no tengo muchas ideas, así que pido disculpas por mi ausencia y porque a partir de ahora apareceré así, misteriosamente y sin avisar.

Hoy os traigo otro Coffee Break, una de mis secciones favoritas, y que trae un tema quizás complejo de entender para algunas personas pero espero que todo podamos hablarlo como siempre con respecto y teniendo cada uno la actitud que quiera. 





Conozco a muchas personas que estudian una carrera y siempre quieren apuntar a obtener un trabajo con esos estudios de un grado de poder bastante alto, de hecho, creo que el 90% de las personas que conozco quieren ser siempre tener un trabajo el grado de importancia más alto que puedan. 

Si estudian derecho ser jueces en lugar de abogados, si estudian turismo (como yo) ser directores de hoteles o gerentes de agencias de turismo y no un agente de viajes o un guía; si estudian medicina ser cirujanos y no un médico de familia. Y yo me pregunto ¿Por qué?

Últimamente estoy de prácticas (No voy a decir dónde porque prefiero no comentar lo que estoy viviendo ya que no es agradable) sólo decir que es un hotel. Bueno, estoy supuestamente trabajando de recepcionista, aunque soy más conserje o botones, y no sé porqué a la gente le llama la atención que yo no quiera ser ni directora de hotel, ni jefa de recepción, sino que lo que más me llame la atención sea ser publicista o comercial, o una simple guía.

No entiendo porque toda la vida nos educan para querer estar arriba ¿Qué malo tiene querer estar abajo? Es verdad que a todos nos gustaría tener todo el dinero posible para todo pero es que yo soy feliz, con mi casa, pudiendo comprar las cosas que puedo, teniendo límites en mi cash. Soy completamente feliz con mi vida, estando abajo, y no necesito estar arriba. No necesito tener en mi poder 20 hoteles y no tener absoluta vida para sentirme completa. 

Por eso mismo me pregunto porqué esa obsesión con apuntar alto, y por qué no apuntar al medio, o simplemente abajo, ¿Qué hay de malo con querer ser aparcacoches o limpiador o cocinero? ¿Por qué nadie ha de sentir pasión por un trabajo como esos?

Yo soy guía turística de corazón, cuando atiendo un grupo para mí no estoy trabajando, estoy siendo feliz, me encanta mostrar mi ciudad o mi tierra, emocionar, hacer reír y también utilizar un poquito de humor pero dando información veraz. Si viviéramos en un mundo perfecto trabajaría de guía, pero como son autónomos y no tengo por ahora dinero para volverme autónoma pues no lo soy. 

Y recordad, no hay nada de malo con estar abajo, porque los de arriba no se aguantarían en la cima de la pirámide sin los de abajo, porque sentir pasión por tu trabajo es necesario y vivir para trabajar es una agonía. 

Apostar por estar abajo no es un error es una decisión que te hará feliz si te llena tu trabajo, sea cual sea.


¡Muchas gracias!




¡Un abrazote!

4 comentarios:

  1. La necesidad básica para apuntar siempre mas alto esta en la calidad de vida que te pueda dar el dinero que ganes en puestos altos, claro que la gente no ve que a mayor sueldo mayor estrés y ahí termina tu calidad de vida (a no ser que seas un hdp). Por ello las costumbres de siempre apuntar alto, que no negare que se vive mas tranquilo volando bajo, ya que el estrés es mucho menor. Creo que es por ello ;D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre he pensado que quién más alto quiere apuntar, más inseguridades tiene. Y sí, todos piensan en la calidad de vida, pero opino que por mucho sueldo que tengas eso no te va a dar la felicidad. Y me pasa como a ti, abajo estoy muy a gusto.

      ¡Muchas gracias!

      Eliminar
  2. Te echaba de menos ^^
    Tanto estrés y tanta energía en querer ser el número uno en algo que no tiene valor alguno. Que vayan todos los números unos a partirse la crisma...yo prefiero ser un 4, quedarme tranquilita en mi sofá con Netflix y disfrutando de las cosas pequeñas de la vida. Al final del día, es lo único que te llevas; un café con un amigo, una poesía, un paseo...el resto, es paja. xox

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola querido desconocido, la verdad muchas gracias por tu comentario el momento "te echaba de menos" me ha tocado el corazón y me ha hecho mucha ilusión, de nuevo gracias.
      Y yo también opto por Netflix y casa y estar a mi vida, que es cómo más a gusto me siento.

      ¡Un gran abrazote!

      Eliminar